jueves, 26 de agosto de 2010

Lluvia nocturna, te llevas el calor del animo, en tus charcos retienes el ímpetu de los peatones azorados, huyen de ti o se repliegan, indefensos ante tu voluble andanada, te maldicen y esperan. Caes intermitente, sin aviso, te apropias los espacios públicos; algunos pocos andantes gozan parsimoniosamente, sin reproches, tu frugalidad ó tu insistencia. Por largos minutos tus gritos luminosos son el sonido reinante en la ciudad, a dúo con el ulular del viento, en tu pista se mecen gráciles sombras, se inclinan los árboles al peso de tu caída, ahuyentas a los perros; atrasas los planes de los trasnochadores, les robas momentos inquietos, los impacientas, empapados de desesperación, su malicia se vierte contigo en las alcantarillas. Callejeros pernoctan bajo tu pertinaz presencia, ateridos entre el agua y el cemento, al cobijo de un cartón, refugiados del desamparo bajo un quicio bienhechor, enlazando su desdicha con las tibias garras del alcohol. Complicas el transitar, los reflejos que creas dificultan la visión, desdibujas las rutas; cayendo en cascada por los cristales, obligas al bullicio a reposar malhumorado. Vendedoras de placer en el barrio popular, desafían tus acuosas hordas con una fogata de basura, en la esquina oscura, esperando al inocente, al vil, al perdido y a los fisgones, estoicas remontan las sórdidas horas en que te apersonas. Has cambiado tus fechas de arribo, sucedes donde antes no, impredecible, haces mucha falta y cuando acudes resulta imposible reprimirte. No hay superficie que se libre de tu efecto, desbordas los envases que pretenden contenerte, omnipresente, como el aire y el polvo, dueña de la noche te acompaña el mezquino tiempo, surcas las sucias calles, todo resquicio rellenas, cabes en los pequeños poros de la piel citadina.

21 comentarios:

Champy dijo...

Yo recuerdo, en el pasado, era motivo de alegría, de satisfacción, caía y genraba sonrisas, charlas alrededor de, aromas ricos.... los niños bricaban de gusto y la tierra florecía....

Los tiempos cambian.

Hoy, al menos aquí la anuncian y provoca incertidumbre al menos, si no es que miedo.

Un miedo más a los enquistados.

Pero los quistes no duelen, no se sienten, solo dañan.....

No evolucionamos a la misma velocidad.

Evolucionamos?

2046

Mariposa Errante... dijo...

Querido Pherro:

Te dire algo, aun aca en el Sur del D.F., si, donde vivimos la gente bonita, yo voy a caminar al Bosque de Tlalpan, cuando llueve, se siente tan bien, sentir caer el agua por mi cara y terminar empapada me agrada HARTO.

Besos.

Mariposa Errante.

Fernanda dijo...

Sería mejor si por un momento el pasado, pasado fuera y nada más que eso, que lo olvidaramos por completo, olvidar caídas y momentos extraños pero.. ¿qué seria de nosotros sin una historia que contar? Despues de todo... no todo se basa en dolor y tristeza.
Cariño.

inma alascio dijo...

Amigo Pherro, somos un suspiro, un segundo,algo casi irrelevante por lo breve de nuestra estancia en la madre tierra, comparados con los millones de años que ella nos lleva de experiencia.
Los sabios intuyen, mas que descubren las costumbres cíclicas del clima de nuestra esfera azul, para ella en sus ciclos son normales cosas que para nosotros no lo son.
Los elementos reclaman su sitio y ante eso nada tenemos que hacer, estamos inermes ante las fuerzas de la naturaleza, por tanto disfrutemos de ellas cuando sea posible, y temamosles cuando sea necesario.
Abrazos calurosos, y nos leemos.

Tripulante del Yorikke dijo...

¡ahhhh! ¡no manches! la lluvia la convertiste... nos la trasladaste en una evocación de imagenes de movimientos, momentos y quehaceres muy citadinos... ¡Que chido!

Saludos.

María Beatriz dijo...

Hola Pherro!
Tu relato me fue llevando por esas calles del DF imaginando sus habitantes, el brillo del pavimento mojado, las gotas corriendo por los parabrisas … En noches como esas, qué ansiado es el retorno al hogar!

A mí, la lluvia nocturna me trae cierta nostalgia. Como si me llevara dulcemente a un estado de quietud, como un tiempo de espera, de recogimiento…

Me gustó mucho este post.
Te felicito!

Un beso
Maribe

El Xhabyra dijo...

ese pherro callejero que inspirado man.


Xhaludos!

PHERRO dijo...

Así es mi Buen Amigo Hongo Nostálgico, era divertido cascarear bajo la lluvia o andar en baika, a pesar de los regaños o el resfriado. Ojala que pronto las tormentas cesen y los daños no sean tan terribles. Seguro que si evolucionamos, pero falta control, la modernidad no debe alterar la naturaleza ó esta nos va a exterminar.

Te envidio, Alas Errabundas, yo con cualquier cambio brusco de temperatura, de volada me enfermo, imagínate si me doy un chapuzón de esos, ¡ja, pinchi pherro delicado!

Sería mejor que lo fuera por siempre, Fernanda, para no recurrir a momentos incómodos y dejar de ser una historia olvidada. Del dolor y la tristeza escurren vastas palabras.

Amiga Inma, pocos saben comprender lo que dices y pocos conviven con la tierra sin alterar sus ciclos. Disfrutar en la ciudad lo poco que nos toca ver de la magnífica naturaleza: un cielo despejado, bosques de aire purificador, es necesario, aunque no siempre es posible.

Ese Navegante del Barco de la Muerte, la desesperación durante las noches áridas, a veces trae inspiración, trato de aprovecharla mientras alguien pide TAXI. Mi animo sufre continuas distorsiones.

Las calles en noches lluviosas son más solitarias, Maribe, la ciudad es benévola para los que no se exceden en el uso de su libertad. Hace tiempo que no siento eso que describes.

Ese Comandante Virus, ¡qué milagro verlo por aquí! La calle inspira.

Un fuerte abrazo desde la fría ciudad, que se torne caluroso y con mucho afecto cuando les llegue.
Cuídense, que les vaya muy bien, luego nos leemos.

Implicada dijo...

Yo quiero tener un grito luminoso!!!

PHERRO dijo...

Hola Involucrada, tus palabras iluminan los caminos de varios decaídos animos, por algo trabajas con jóvenes y también alumbras esta pherrera cuando vienes a dejar tus palabras.
Cuídate, que te vaya muy bien, luego nos leemos.

Hecate dijo...

Siempre que puedo camino bajo la lluvia, cuando puedo dejo que las lagrimas se mezclen para no saber de donde emana el liquido, estos dias las tardes me recuerdan la tristeza y la nostalgia. Me recuerdan a mi.
Saludos.

Janus dijo...

Maldita lluvia, hace que llegue más tarde de lo normal a casa.

PHERRO dijo...

Me confundes Hecate, pensé que estos días los pasabas sin problemas, no me late leer que andas triste, yo te recuerdo alegre, aún cuando no estuvieses plena, espero pronto cambie la situación y salga el sol en tu camino.

Ese Janus, entre la lluvia y otros inconvenientes, esta ciudad se vuelve inaguantable de día, por eso ahora el pherrotaxi ruletea más de noche.

Ojala que las lluvias se terminen pronto y las cosas mejoren para todos, mientras eso sucede cuídense, que les vaya muy bien a los dos, luego nos leemos.

la MaLquEridA dijo...

La lluvia no puede confundirse ahora con mis lágrimas porque no las dejo salir si no ya hubieran inundado mi casa.


:(

Pherro dijo...

¡Muy bien Querida La Mal! No te desanimes a pesar de las broncas, pero si es necesario, deja que tus ojos lluevan.
Cuídate, que te vaya muy bien, luego nos leemos.

Champy dijo...

A punto de la exterminación, así quedaremos al final del espuriato...

Donde andas?

Todo bien?

2046

PHERRO dijo...

Todo bien, Amigo Hongo.
Ando haciéndola de Papá, mi chamaco es muy demandante y gastalón.
Sobreviviremos a este enano bobalicón y al próximo niño bonito que quieren imponer y a todos los que vengan, así es este pueblo de aguantador, por desgracia.
Cuídate, que te vaya muy bien, luego nos leemos.

Champy dijo...

Ni pex Amigo...

Aunque me madries, la decisión es de ella.

Pero no mames!!! Como de que todos los que vengan!?!?!

Hay bolsitas y cositas que se pueden hacer al respecto!!!!!

El mundo está muy feo, y para las generaciones que siguen se me hace que estará mas pior todavía....

Yo de metichon...

2046

Marisa dijo...

La lluvia me pone de lo mas triste y melancólica amigo Pherro, pero tal como describes esa noche lluviosa y como he llevado el día.. no me importaría plantarme en medio de cualquier calle y dejarme invadir por ella.

Cuídese y también su familia.

Saludos

PHERRO dijo...

¿Pues que se podrá hacer en realidad?
Hijole Amigo Hongo Metichón, esta caborón, mejor no hacer vaticinios, porque nunca resulta lo deseado. Ojala todos nos pongamos a hacer bolsitas y cositas para cambiar esta fea situación.

Cuídome Colega Linda, ya verás que las cosas irán mejor y mojarse será un deleite, pues no serán lágrimas.

Un fuerte y afectuoso abrazo para ustedes dos, Amigo, Amiga, distantes pero entrañables, cuídense, que les vaya muy bien, luego nos leemos.

Taxi Driver dijo...

Mi querido Pherrito lindo.

Tanta cosas bellas me han mantenido alejada de estos mundos interneteros por unos meses....Pero siempre echando mucho de menos a mis queridos amigos.

como siempre es un delite saborear tus letras cargadas de melancolia.

Un abrazo amigo y resto de Pherrunos.