miércoles, 30 de marzo de 2011

Botella de mar, llevando un mensaje que nadie leerá.
Extraviada en océanos de melancolía.
Perdió su esencia después de tanto tiempo flotando a la deriva, esencia que avivaba pasajeras alegrías, esencia que hacía más llevadera la soledad de los desolados días.
Su cuerpo tan transparente en el agua se mimetiza, prisionera de las corrientes, que no le conceden la playa alcanzar.
Botella que no se quiebra ni en la inconmovible roca de la desilusión.
La hoja dentro del sólido envase, parece el cadáver de una paloma, esperanza muerta, secreto oculto en siempre y nunca, reo del silencio.
Quizás una declaración amorosa de alguien que falleció al intentar cruzar el mar.
Esperando respuesta, en sus ojos se instaló un azul cristalino, registrando incontables ocasos, en sus pupilas dormía la noche, su cuerpo se impregno de la sal del mar y la que de sus ojos solía brotar.
Quiso seguir el camino trazado en las aguas por la luna, sería tristeza, sería demencia o tal vez creyó ver al ser amado del otro lado de la anchura y se lanzó a desafiar las mareas, siendo su tumba el fondo de la inmensidad.
Alma liberada buscando la carta que escribió, recado acallado por vueltas sin fin, tinta muda sin lector, letras en el limbo que jamás avivaron un amor, la voz de un alma en el papel, zozobrando dentro de una botella, arrastradas por vientos que las separan, palabras sin alma, alma sin palabras, náufragas en el piélago insondable de la eternidad.

6 comentarios:

Antony Sampayo dijo...

Bonitas tus letras, Pherro, a pesar que irradian mucha melancolía, solo te digo que no te desesperes, hay botellas con mensajes a la deriva en el mar que han sido encontradas luego de varios años muchos años. !Adelante, amigo, sin mirar tanto atrás!

la MaLquEridA dijo...

Las botellas son arrojadas por el mar cuando se cansa de pasearlas en sus olas.

Y así encuentran su destino final en las manos de quien tiene la suerte de encontrarla.

Beso PHERRITO.

María Beatriz dijo...

Hola Pherro:
¡Cuánta nostalgia hay en tu escrito!
Dentro de una botella puede caber la vida, resumida en una página embriagada de nostalgia. Uno puede elegir: enviarla vanamente hacia el pasado, que no vuelve ni puede remediarse,...O lanzarla con desafiante esperanza hacia el futuro...

Cuídate, Pherro!

Un beso
Maribe

Fernando Manda dijo...

Se acaba la esperanza de que el mensaje llegue a quien debe llegar, creo que eso es más gacho que morir por el sol, la sal y la mar.
Chida la rola.

inma alascio dijo...

Amigo Pherro, a veces esos mensajes llegan a su destino, quizás años mas tarde, pero llegan.

En todo caso lo importante es lanzar el mensaje y tener la esperanza de que algún día llegará, la esperanza nunca hay que perderla.

Saludos y por aquí nos leemos.

PHERRO dijo...

Todo bien.
Tudo bem.
Tutto bene.
It´s all right.
Gracias por sus comentarios.
Cuídense, que estén muy bien, luego nos leemos.